Vótame en el TOP SUPEROCIO
Viernes, 24 de agosto de 2007
ETA ha reaparecido hoy con la explosi?n de un coche bomba junto a la casa cuartel de la Guardia Civil en la localidad vizca?na de Durango. Dos guardias civiles han resultado heridos de car?cter leve como consecuencia de la explosi?n y ya han sido dados de alta en el hospital de Galdakao (Vizcaya). Se trata del primer atentado con v?ctimas que ha cometido la banda desde que rompi? el alto el fuego formalmente con un comunicado hecho p?blico el pasado 5 de junio. Uno de los heridos, de 30 a?os de edad, presenta cortes e impacto de cuerpos extra?os en espalda, cuello y muslos, mientras que el otro, de 37 a?os, presenta cortes en la mano derecha.
El coche bomba que ha hecho explosi?n ante la Casa Cuartel de la Guardia Civil en Durango conten?a entre 80 y 90 kilos de explosivo, seg?n ha confirmado el director general de la Guardia Civil, Joan Mesquida. El veh?culo que conten?a la bomba era una furgoneta Citroen C-15 que llevaba placas de matr?cula de San Sebasti?n, aunque estaba robada en Vizcaya.
Uno de los guardias controlaba las c?maras de seguridad pudo ver a trav?s de los monitores c?mo la furgoneta era estacionada con la parte trasera orientada hacia la Casa Cuartel. Seguidamente vio a un encapuchado que se apeaba del veh?culo y se sub?a a un segundo turismo que circulaba por la carretera y que se detuvo para recogerlo. Antes de que pudieran reaccionar los agentes se produjo una potente explosi?n. Las fuentes consultadas han indicado que desde el momento en que se ape? el encapuchado, hasta que estall? el coche bomba pasaron muy pocos segundos, de donde se deduce que el artefacto explosivo estaba programado para activarse casi de forma inmediata.
El coche en el que huyeron los terroristas, que llevaba placas de matr?cula portuguesa, fue abandonado en una campa de la localidad de Amorebieta. Se supone que en ese lugar los miembros de ETA cambiaron de veh?culo para continuar la fuga. A las 4:30 de la ma?ana, una hora despu?s del atentado de Durango, una carga explosiva colocada en la parte delantera del veh?culo de la fuga estall? provocando la destrucci?n del turismo.
Los dos agentes de la Guardia Civil heridos esta madrugada en Durango han regresado ya al acuartelamiento de la localidad vizca?na, donde han tenido ocasi?n de intercambiar impresiones con el delegado de Gobierno en el Pa?s Vasco, Paulino Luesma, seg?n han confirmado fuentes de la Delegaci?n de Gobierno.
Poco despu?s de conocerse el atentado, comenzaba el torrente de declaraciones en repulsa. ?Poco favor le van a hacer a Batasuna. En ETA son unos sinverg?enzas y no miran por este pa?s. No hay m?s que maldad. Son unos renegados y esta tierra no les quiere para nada?, aseguraba un oyente a Radio Euskadi. ?ETA sobra y no es nadie para hablar con nadie?, declaraba otro. Finalmente, una mujer narraba el p?nico que viven a esta hora las familias de los miles de amenazador por la banda terrorista.
Intentos de atentados anteriores
Los primeros planes para atentar tras la ruptura de la tregua fueron abortados el pasado 21 de junio cuando dos miembros de ETA se dirig?an hacia Portugal transportando en un Ford Focus cargado de con 130 kilos de explosivos y un mando a distancia, lo que hace suponer que se iban a utilizar en un coche bomba. Los terroristas se toparon con un control establecido en la frontera por la polic?a portuguesa y la Guardia Civil, por lo que abandonaron el turismo con los explosivos en la localidad de Ayamonte. Aunque los miembros de ETA lograron huir, los planes de instalarse en Portugal para pasar desde all? a cometer atentados en el sur de Espa?a se vinieron abajo.
El 2 de julio, un investigaci?n conjunta de la Guardia Civil con los servicios de informaci?n franceses (RG), condujo a la captura en la localidad de San Juan de Pie del Puerto, cerca de la frontera con Navarra, de l dirigente etarra Jos? Antonio Aranibar Almandoz, y los presuntos miembros de un comando especial de ETA , Aingeru Carda?o Reoyo y Ekaitz Aguirre Go?i, cuando estos se dispon?an a recoger un veh?culo cargado de explosivos. Seg?n los datos obtenidos por los investigadores, los etarras iban a cometer un atentado inmediato con coche bomba y lo iban a hacer estallar mediante un cable.
Ocho d?as m?s tarde, el 10 de julio, el Cuerpo Nacional de Polic?a evit? otro atentado con coche bomba en Santander al detener al presunto miembro de ETA Aritz Arginzoniz Zubiaurre, que estaba realizando vigilancias para perpetrar la acci?n terrorista. El etarra y un c?mplice hab?an cruzado la frontera enviados por el dirigente de la banda Garikoitz Aspiazu "Txeroki" con indicaciones precisas para cometer un atentado en la capital c?ntabra.
Comentarios