Vótame en el TOP SUPEROCIO
Viernes, 10 de noviembre de 2006
Los grandes almacenes de la capital japonesa, Tokio, est?n prepar?ndose para la que se les avecina en las pr?ximas horas. Y es que ma?ana s?bado, a las 7 de la ma?ana (las 23 horas en la Pen?nsula Ib?rica), comenzar? a venderse la nueva consola de ?ltima generaci?n de Sony, la PlayStation3, m?s conocida por sus siglas PS3.

Hasta entonces, miles de aficionados se instalar?n ?ya lo est?n haciendo- a la puerta de los grandes almacenes, y prepar?ndose para hacer cola. No es simple fanatismo, ya que el n?mero de consolas que se va a lanzar "unas 100.000 para todo el pa?s", seg?n Sony, es claramente insuficiente para cubrir la primera demanda.

Jap?n es el primero de los pa?ses del mundo donde ser? lanzada la esperada PlayStation3. A Estados Unidos llegar? la pr?xima semana, el 17 de noviembre, y en Europa habr? que esperar hasta marzo del pr?ximo a?o.

Con sus reproductores MP3 muy por detr?s en cuota de mercado de Apple, y tras el golpe del esc?ndalo de las bater?as de port?til defectuosas, que le est?n obligando a reponer millones de ellas en todo el mundo, Sony no puede permitirse otro fracaso en el segmento de los videojuegos.

La rentabilidad, objetivo a medio plazo

Sony, que domina este mercado desde los ?ltimos diez a?os, gracias sobre todo al enorme ?xito de ventas de la PS2, espera que su nueva consola, impulsada por un procesador que algunos califican como de ?supercomputador?, y con el gancho del reproductor Blu-Ray incorporado, uno de los dos posibles sustitutos del sistema DVD actual, le permita salir del bache.

El problema, seg?n algunos analistas, es que esta alta tecnolog?a tiene un precio: unos 424 d?lares al cambio, que es pr?cticamente el doble del precio de Wii, la consola competidora de Nintendo, y un 26% m?s que la Xbox 360 de Microsoft. Y teniendo en cuenta que con cada PS3 que venda perder? dinero (algo habitual en este negocio), tardar? en obtener beneficios tanto como tarde en multiplicarse el n?mero de juegos disponibles para la consola.
Comentarios