Vótame en el TOP SUPEROCIO
S?bado, 16 de septiembre de 2006
El ADSL puede abaratarse en los pr?ximos meses. La Comisi?n del Mercado de Telecomunicaciones (CMT) aprob? ayer la reducci?n en un 21% de las tarifas que cobra Telef?nica a sus rivales por alquilarles la red. Esa medida se notar? en el bolsillo de los consumidores si las compa??as alternativas (Ya.com, Wanadoo o Jazztel) repercuten la rebaja a sus actuales clientes de voz m?s ADSL, alrededor de 300.000, y a las ofertas futuras.

Una noticia buena para el consumidor y muy mala para Telef?nica. La CMT, el principal organismo regulador de las telecomunicaciones, aprob? ayer una bajada del 20,9% de la cuota mensual que pagan las compa??as alternativas a Telef?nica por alquilar su red para dar servicio de ADSL a sus clientes.

A partir de la entrada en vigor de la resoluci?n, previsiblemente en la segunda quincena de octubre, Telef?nica cobrar? 8,98 euros mensuales por cada l?nea al resto de compa??as que alquilan su red para ofrecer paquetes de llamadas y de acceso a Internet, como Ya.com, Wanadoo, Tele2 o Jazztel. Ahora la pelota est? en el tejado de estas compa??as, que deber?n decidir si les compensa repercutir parte de esta rebaja a sus clientes o, por el contrario, emplean el ahorro que les supone la medida en mejorar sus cuentas de resultados.

Estas compa??as cobran una media de 20 euros mensuales a sus clientes por la oferta b?sica de ADSL (1Mb) y llamadas, a los que hay que sumar los 15,57 euros que paga de cuota de abono a Telef?nica, como propietaria de la l?nea.

La reducci?n del 20,9% s?lo afecta al alquiler de las 306.786 l?neas (datos de julio) que ofrecen ADSL y llamadas conjuntamente (bucle completamente desagregado, seg?n su definici?n t?cnica). Las tarifas de alquiler de l?neas que s?lo ofrecen servicios de banda ancha (bucle parcialmente desagregado), que afectan a 402.687 l?neas, as? como el acceso indirecto a la modalidad GigADSL (m?s de un 1 Mb) permanecen invariables.

La medida supone un tremendo varapalo para Telef?nica que, una vez m?s, ver? reducidos sus ingresos por el alquiler del bucle (la parte final de la red que llega al domicilio de los abonados), que el pasado a?o ascendieron 94,7 millones de euros.. La rebaja tampoco afecta a las tarifas de los m?s de 3,2 millones de clientes directos que tiene Telef?nica, cuyo precio no puede ser modificado ni a al alza ni a la baja sin la autorizaci?n de la CMT.

M?s control sobre Telef?nica


Aunque Telef?nica se?al? ayer que iba a esperar a disponer de la resoluci?n para expresar una postura oficial, en fuentes de la compa??a se se?al? que estas nuevas tarifas sit?an a Espa?a con los precios del alquiler del bucle m?s bajos de Europa, y desincentivan la inversi?n y la implantaci?n de la banda ancha.

El presidente de Telef?nica, Cesar Alierta, record? ayer en Barcelona, que las telecomunicaciones "es el ?nico componente del IPC [?ndice de precios de consumo] que ha bajado desde 1999". En concreto, a?adi? Alierta, mientras la inflaci?n se ha incrementado un 25%, el ?ndice de telecomunicaciones se ha reducido un 17%, evoluci?n que el presidente atribuye a la mejora de la productividad y la eficiencia, informa Seraf? del Arco.

La nueva oferta de acceso al bucle del abonado (OBA), el documento que regula los contratos entre Telef?nica y las compa??as alternativas, impone nuevas obligaciones a la compa??a que preside C?sar Alierta. Telef?nica deber? dar cuenta a la CMT de una serie de par?metros de calidad y un sistema de control sobre las peticiones del resto de las compa??as para utilizar sus centrales, a las que tendr? que conceder el espacio solicitado en seis meses.

Por si fuera poco, la CMT paraliz? ayer como medida cautelar la nueva oferta de Telef?nica de 3 Mb, con el fin de que sus rivales puedan tambi?n replicar la oferta.

El consejo de la CMT decidi? aplazar la resoluci?n sobre la reducci?n del 50% hasta 2008 de las tarifas que se pagan las compa??as de m?viles entre s? cuando la llamada se dirige a uno de sus abonados. Telef?nica, Vodafone y Amena han pedido que se aplace la medida o, al menos, que se reduzca la rebaja.
Comentarios