Vótame en el TOP SUPEROCIO
Martes, 12 de septiembre de 2006
La controvertida pel?cula brit?nica Death of a President, un documental de ficci?n que muestra el asesinato del presidente George W. Bush, se estren? el domingo recibiendo t?midos aplausos de una audiencia que parec?a m?s interesada en c?mo se hab?a hecho que en el porqu?.

La cinta, que dura 93 minutos y cuyo argumento ha indignado a muchos estadounidenses, se estren? mundialmente en el festival de cine de Toronto ante cerca de 1.000 personas.

Despu?s de la breve ovaci?n tras la proyecci?n, la mitad de los espectadores dejaron la sala r?pidamente mientras que la otra mitad se qued? para el coloquio con el productor y director Gabriel Range, de 32 a?os.

Range se quej? de que su trabajo se hab?a juzgado apresuradamente, tanto por su argumento como por el cartel, donde aparece la cabeza de Bush sobre la de un actor al que est?n disparando.

Material de archivo y efectos especiales


Muchas de las preguntas realizadas a Range se interesaban por c?mo hab?a conseguido que la cinta fuese tan realista y si las autoridades de Chicago, donde se rod?, sab?an lo que estaba haciendo.

"Ten?amos los permisos para filmar. Ellos sab?an que la pel?cula se llamaba Muerte de un Presidente y era sobre la muerte de un presidente", dijo, a?adiendo que ex agentes del FBI trabajaron como consejeros del proyecto.

El director a?adi? que us? material de archivo y efectos especiales digitales, como cuando aparece el nuevo presidente Dick Cheney dando el discurso f?nebre en el funeral de Bush.

Intento de retrato sobrio


A pesar del sensacionalismo de su argumento, el filme intenta ser un retrato sobrio de los efectos de las pol?ticas de Bush posteriores al 11-S en la sociedad estadounidense, especialmente en las libertades civiles.

La pel?cula comienza con manifestaciones contra el presidente de Estados Unidos durante su visita a Chicago en 2007. Cuando abandona el hotel despu?s de pronunciar un discurso, un francotirador apostado en un edifico cercano le dispara. La polic?a detiene a un hombre palestino con pruebas d?biles. El hombre es condenado por el asesinato y permanece en prisi?n aunque las evidencias apuntan a que otro hombre hab?a cometido el crimen. "Espero haber retratado el horror de un asesinato", apunt? Range.
Comentarios